¿TIENES LA FIEBRE DEL EMPRENDIMIENTO?

Has terminado tu formación, tienes estudios de posgrado, eres brillante y probablemente se te ha ocurrido una idea genial y original que quieres desarrollar.

Estar al frente de tu propio proyecto puede ser un sueño, pero si no tienes cuidado se puede convertir en una pesadilla.

Tópico pero cierto. Ser autónomo es uno de los caminos más duros que puedes elegir. No queremos desanimarte, pero te vamos a plantear una serie de puntos que debes tener más que claros antes de dar el salto.

¿TIENES LO QUE HAY QUE TENER?

AutónomosY con esto no nos referimos a valor, sino a la madurez necesaria.  Aunque parezca una pregunta tonta posiblemente sea la más importante.

Probablemente pases por momentos muy duros para sacar el proyecto adelante. ¿Estás verdaderamente preparado? No te fijes solo en tu nivel técnico de preparación. Reflexiona sobre tu grado de resiliencia y optimismo. Vas necesitar una alta capacidad para gestionar la frustración. Las cosas suelen salir de forma distinta de cómo lo esperas. Tienes que ser capaz de enfrentar estas situaciones sin que ello te afecte negativamente.

Entonces… ¿crees que es el momento de dar el paso? Pon en la balanza:

  • Puede que sea una mejor idea tratar de crecer emocional y profesionalmente. Puede que con un par de años más de experiencia estés en mejores condiciones para emprender tu proyecto.
  • O puede que el momento sea ahora.

Solo tú lo puedes saber.

Si sigues leyendo es que te sigue interesando liarte la manta a la cabeza…

¿CONOCES LOS TRÁMITES NECESARIOS?

Esta es la parte aburrida de ser emprendedor. Posiblemente la más larga y la que más dolores de cabeza te dará si no la tienes clara. Haz que la Administración sea tu mejor amiga. Dedica tiempo a entender todo el entramado que necesitas cumplir. Estudia y comprende las consecuencias de cada una de tus decisiones.

  • IVA: Aprende a manejarlo. Como empresa harás de recaudador de impuestos para el Estado. Cuando cobras recaudas IVA, cuando pagas algo también pagas IVA. Al final de cada ejercicio hay que hacer cuentas para ver si le debes al Estado, te debe a ti o estáis en paz. Ten cuidado con las formas, plazos y demás detalles.

Muchos insensatos piensan que contratando un buen gestor será suficiente. No te fíes. El gestor te ayudará a no cometer errores en el pago. Pero eres tú quien debe tener claro todo en tus planes y previsiones.

  • IRPF: No todo termina con el IVA. Tendrás que encontrar la fórmula que mejor se adapte a tu proyecto. ¿Vas a ser un autónomo societario o vas a constituir una empresa? Si constituyes una empresa piensa qué figura es la que mejor se adapta a tus necesidades. ¿Serás el Administrador? Si es así, depende de tu porcentaje de participación tendrás que ser autónomo o estar en el Régimen General de la Seguridad Social. Piensa si vas a tener sueldo por este u otros motivos o si vas a tener beneficios. Y piensa qué impuestos tendrás que hacer frente según respondas a lo anterior.
  • Los falsos autónomos: Incluso con todo lo anterior en orden, si solo tienes un cliente, aunque sea una gran empresa, puede que estés incurriendo en esta figura. Si solo facturas a un cliente la Administración entenderá que deberías estar contratado por ese cliente. Otra cosa más a tener en cuenta.

¿TIENES UN PLAN?

AutónomosUna buena idea llevada a la práctica por un mal camino se convertirá necesariamente en un gran fracaso. Necesitas un buen Plan.

  • Desarrolla un buen Plan de Negocio. Identifica tu idea, defínela, desarróllala. Piensa a qué necesidades responde y cómo lo va a hacer. Identifica y analiza el público objetivo que encontrarás y cómo te vas a relacionar con él.
  • Elabora un buen Plan de Marketing. No solo necesitas tener una buena idea, necesitas saber cómo se va a convertir en dinero. Suena poco romántico, pero es de lo que va una empresa. Piensa una estrategia para que tu proyecto sea rentable. ¿Dónde vas a encontrar clientes? ¿Qué vas a hacer para atraerles? ¿Qué valor les aportarás frente a tu competencia?
  • Planifica tus cuentas. Estudia cuánto tiempo puedes aguantar hasta empezar a tener beneficios. Calcula cuánto necesitas generar para cubrir todos los gastos, incluidos los impuestos. Y calcula cuánto necesitas ganar para hacer que todo el esfuerzo merezca la pena.

Pasito a pasito, vamos por buen camino…

¿ERES CAPAZ DE ASUMIR TODO ESTO EN SOLITARIO?

Sé realista. Puede que sea una buena idea encontrar un compañero de viaje. A veces eres muy brillante en lo tuyo, pero no tanto en otros campos que necesitarás afrontar. Dedica tiempo a pensar cuáles son tus fortalezas y cuáles tus debilidades. Si buscas un socio necesitarás saber qué cualidades necesitas a tu lado.

La pasión por tu proyecto y tus ganas de que ocurra son tu gasolina.

Emprender es para valientes. Necesitarás ser audaz, perseverante, resiliente, pero sobre todo inteligente. Asegúrate de tener todo claro, de que estás en tu momento más adecuado, de que tienes todo previsto para afrontar las dificultades.

Pero, más que cualquier otra cosa, asegúrate de que esto es lo que quieres hacer.

 

¿Quieres saber más sobre autónomos y emprendimiento?

No lo dudes. Se resolverán todas tus dudas en el nuevo ConectándoNos. Contaremos con Pedro Olivares, conferenciante, dinamizador y experto en gestión del cambio. Hablaremos sobre el emprendimiento y las bondades (y no tan bondades) del ser autónomo. ¡No te lo puedes perder!

26 de septiembre, PANGEA The Travel Store. Calle Príncipe de Vergara, 26

Apúntate aquí.

Conectandonos