LAS EMPRESAS ESTÁN A LA CAZA DEL TALENTO Y LAS TENDENCIAS DIGITALES LES DAN LAS ARMAS PARA CONSEGUIRLO

No hace falta buscar trabajo para ser el candidato ideal. Ni siquiera hace falta que sepas que lo eres para que lo seas. El marketing digital no solo ha dado un nuevo enfoque a cómo atraer talento hacia las empresas, sino que lo ha reinventado todo. Podrá cambiar la forma de buscar trabajo, la manera de seleccionar candidatos, y hasta la forma de hacer las entrevistas. Pero hay una cosa que no cambia: lo que buscan las empresas es talento. Y el talento es humano.

EL TALENTO ES LA PIEDRA ANGULAR

El talento sigue siendo el sentido interno de todo. ¡Como no podía ser de otra forma! Atraer talento es sinónimo de generar desarrollo de negocio. A pesar de que vivimos en la era digital, son las personas las que llevan a cabo los proyectos. Por eso la base del crecimiento empresarial sigue siendo humana. Por lo menos por ahora.

Contar con el mejor talento es lo más importante para que cualquier organización consiga una ventaja competitiva.

Entonces… ¿cómo se encuentra y selecciona el talento en la era digital?

BUSINESS INTELLIGENCE

Se buscan personas, pero la búsqueda sigue criterios digitales. Las aplicaciones de las herramientas digitales al recruitment son innumerables.

  • Se abarcan muchos más candidatos con muchas menos entrevistas.
  • Los procesos son más rápidos y más baratos.
  • Se facilita y se agiliza la comunicación y la selección.

Aun así, la estrategia sigue basándose en la información.

Si hablamos de información en recruitment hay que empezar por las A.T.S. (applicant tracking system). Son herramientas que se emplean para gestionar la información sobre los candidatos. Una especie de base de datos gigante donde encontrar los candidatos más idóneos para cada necesidad. Hoy en día son la base del tratamiento digital de la información sobre candidatos.

Big dataEntonces, si hablamos de información, está claro que eso nos lleva a entender que el mañana es el BIG DATA.

El Big Data transforma en información utilizable datos de cualquier tipo, clasificados o no. Traduce cualquier dato a una información válida, siendo capaz de llegar a casi cualquier dato que exista. No solo se aplica a candidatos. También ayuda al seleccionador a comprender mejor qué está buscando. Empleando Big Data los recruiters son capaces de relacionar toda la información disponible sobre la búsqueda de talento. Datos que reflejarán qué perfil de competencias se ajustará mejor a la cultura de la empresa, a los equipos de trabajo en funcionamiento o a los proyectos presentes y futuros.

Big data ayuda a la empresa a entender cuáles son sus necesidades, quién se ajusta mejor a ellas y dónde encontrarlo.

INBOUND RECRUITMENT

Este término proviene del concepto “inbound marketing”. El inbound marketing hace referencia a la manera que tienen las empresas de atraer y seducir a los clientes. ¿Por qué no extrapolarlo a nuestros candidatos y empleados? De esta forma son las empresas las que deben hacerse atractivas para llamar atención del talento e integrarlo en su organización. Esto es el inbound recruiting. Buscan atraer candidatos y enamorar talento vendiendo las bondades de trabajar en una empresa.

Para ello se sirven del EMPLOYER BRANDING

Se trata de construir la imagen de la empresa, para enamorar a los empleados (actuales y futuros). Crear un mensaje, unos valores, una forma de trabajo… y darlo a conocer para todos sepan lo interesante que puede ser trabajar en la compañía. Venderse.

Y de siempre, existe el OUTBOUND RECRUITMENT

En esta forma es el reclutador quien va detrás del candidato y lo contacta cuando necesita llenar alguna vacante. Conviene tener en cuenta que Así, el reclutador se apoya en herramientas de búsqueda como las redes sociales: Linkedin, Infojobs, Infoempleo… Y es cuando se hace importantísimo hacerse visible y atractivo para la empresa. No al revés. Es el candidato quien tiene que saber “venderse”.

Recruitment

El uso de las nuevas tecnologías no ha cambiado sólo el modo en el que las personas buscan empleo y manejan su perfil profesional en la red, sino que también pone a disposición de las empresas las herramientas necesarias para conseguir que potenciales trabajadores sean atraídos hacia la empresa o marca y que conecten activamente con la misma.

¿DESHUMANIZACIÓN O TODO LO CONTRARIO?

Puede parecer una deshumanización del proceso, pero en cierto modo, es una herramienta de conexión entre personas. Al final sólo se trata de encontrar a la persona adecuada en función de las necesidades reales. Todo ello cubierto por un montón de tecnicismos digitales.